Comisiones Obreras de Andalucía | 24 abril 2024.

  • Sectores

    CCOO pide al Gobierno andaluz que la activación del Plan de Garantía Juvenil Plus sea la oportunidad para acabar con la alta tasa de desempleo de la juventud en Andalucía

      El sindicato considera que la activación del nuevo plan de garantía juvenil, es una oportunidad para acabar con la alta tasa de desempleo que afecta a la juventud andaluza y ha pedido a la Junta de Andalucía que tome conciencia de ello y ponga en marcha las medidas oportunas para hacer de este programa una herramienta de verdadera inserción. CCOO ha reclamado en ese sentido al Ejecutivo andaluz, la creación de un plan especifico de empleo juvenil, firmado en el acuerdo de activación económica, y la activación de la mesa de seguimiento del sistema de garantía juvenil.

      10/06/2021.
      CCOO pide al Gobierno andaluz que la activación del Plan de Garantía Juvenil Plus sea la oportunidad para acabar con la alta tasa de desempleo de la juventud en Andalucía

      CCOO pide al Gobierno andaluz que la activación del Plan de Garantía Juvenil Plus sea la oportunidad para acabar con la alta tasa de desempleo de la juventud en Andalucía

      La garantía juvenil, iniciativa europea en funcionamiento desde 2014, perseguía que los jóvenes no ocupados ni integrados en los sistemas de educación o formación, pudieran recibir una oferta de empleo, educación o formación en los cuatro meses siguientes a su solicitud. Sin embargo, en España el plan fue entonces diseñado y aprobado sin apenas implicación de los agentes sociales; su implementación y desarrollo resultaron muy deficientes; sus medidas nunca llegaron adecuadamente a la juventud en situación de mayor vulnerabilidad. De ese modo, lejos de ser una herramienta útil contra la precariedad, contribuyó en algunos casos a financiarla con recursos públicos; y la evaluación de su funcionamiento, a pesar de la mejora en los últimos meses, siempre fue insuficiente.

      El nuevo plan, llamado a sustituir el de 2014 y que deberá tener vigencia hasta 2027, parte de un análisis más ajustado de la realidad de la juventud española y recoge gran parte de las propuestas de las organizaciones sindicales. No solo en relación al marco de calidad en el empleo y a la urgencia de negociar un Estatuto de las Prácticas no Laborales que, entre otras cuestiones, acabe con las prácticas no remuneradas, sino también sobre la necesidad de llegar a los jóvenes en una situación más complicada, de promover el empleo en la industria y en otros sectores sostenibles y de alto valor añadido, en reforzar los sistemas de orientación y en mejorar la evaluación de las medidas adoptadas. “La exigencia sindical ha sido capaz de incorporar al ‘Plan 2021-2027 de trabajo digno para las personas jóvenes’ un marco que priorice cualquier tipo de ayuda a las empresas a la promoción de la contratación estable, a jornada completa y bajo la cobertura del convenio colectivo del sector o de la empresa principal, además de establecer la necesidad de poner coto a los abusos vinculados a las prácticas no laborales”, explican desde CCOO.

      Pese a los avances, CCOO apunta que “no todos los elementos del plan son positivos, como es el hecho de que se siga promoviendo el emprendimiento como salida para muchas de las personas que se hallan en una posición más vulnerable en el mundo del trabajo”. Además, algunas de las iniciativas recogidas en la Garantía Juvenil Plus ya fueron comprometidas por el Gobierno central en 2018 y a día de hoy siguen sin ponerse en marcha. Es el caso de la necesidad de revisar en profundidad el marco regulatorio de las prácticas no laborales. “Aunque el ‘Plan 2021-2027 de trabajo digno para las personas jóvenes’ constituye un paso en la buena dirección, resulta del todo insuficiente para abordar los problemas que la juventud padece en un mercado laboral caracterizado por altísimas tasas de paro y temporalidad, por bajos salarios y, en términos generales, por una precariedad insoportable, de ahí que emplecemos al Gobierno a desarrollar políticas encaminadas a transformar desde la raíz el actual marco laboral, económico, productivo y de concepción de la vivienda que pone en cuestión las expectativas y las condiciones de vida y de trabajo de la juventud española”.

      Para CCOO-A, en el caso de Andalucía, este nuevo plan, aun con sus deficiencias, es una oportunidad para acabar con la alta tasa de paro que sufre la juventud. En se sentido ha instado al Gobierno andaluz a “tomar conciencia de una vez por todas del grave problema de paro juvenil que padece nuestra tierra y a poner en marcha las medidas necesarias para hacer de este nuevo programa una herramienta de verdadera inserción, comenzando por la creación de un plan especifico de empleo juvenil, -firmado en el acuerdo de activación económica-, y por la activación de la mesa de seguimiento del sistema de garantía juvenil, desaparecida desde la llegada del actual Gobierno andaluz”.