BLANCO

Tras la huelga educativa, CCOO alcanza un acuerdo que incluye un total de 7.000 docentes para la educación pública andaluza respecto al curso pasado

    Para el sindicato este acuerdo supone un primer paso para avanzar en las necesidades de la educación andaluza tras años de recortes, que la pandemia está evidenciando aún más.

    06/10/2020.
    Profesor dando clase

    Profesor dando clase

    En la mesa sectorial celebrada el día 6 de octubre y tras la huelga educativa del pasado 18 de septiembre, CCOO ha alcanzado un acuerdo sindical que supone, como principales medidas para la educación pública andaluza, el incremento total de 7.000 docentes este curso respecto al anterior para reducir la ratio, aumentar los gastos de funcionamiento de los centros educativos públicos, priorizar todas las reuniones de coordinación docente mediante videoconferencia y un permiso para docentes con personas menores o dependientes confinadas, tal como el sindicato ha venido exigiendo.

    Según el secretario general de la Federación de Enseñanza de CCOO de Andalucía, Diego Molina, “este Acuerdo es fruto de la huelga educativa del pasado día 18 de septiembre, lo que evidencia no sólo su éxito sino la importancia de la huelga como instrumento para avanzar en las demandas laborales y sociales que, en este caso, y siendo un primer paso, mejora las plantillas que la crisis sanitaria exige”.

    Para CCOO, el acuerdo alcanzado supone un avance para que en ningún caso se supere la ratio de 25 escolares en Educación Infantil y Primaria y 30 en el primer ciclo de la ESO --desbordada en áreas metropolitanas, grandes ciudades y zonas costeras, con incluso hasta 28 y 33 escolares--, incluyendo, además, recursos para las Residencias Escolares, la Educación Infantil 3-6 años --con personal extra si en el centro existen, al menos, 4 unidades con ratio superior a 20 escolares tras aplicar el Acuerdo--, y centros específicos de Educación Especial, todos ellos son niveles y servicios educativos que viven graves situaciones ante la imposibilidad de que los escolares puedan usar mascarillas.

    Por otro lado, Molina destaca el incremento en un 10% de los gastos de funcionamiento de los centros educativos que incluye este Acuerdo, lo que “permitirá asumir los gastos que en desinfección y protección deben realizar los propios centros y que está provocando, ante su corta dotación, que muchos docentes estén costeando sus propios equipos de protección y mascarillas, a pesar de que son un instrumento de trabajo o que, incluso, sea el personal docente quien las facilite al alumnado en centros de zonas desfavorecidas.”

    Igualmente, para el dirigente sindical, uno de los grandes logros alcanzados por CCOO con este acuerdo es el 'permiso COVID´, que su organización venía exigiendo y que permite “que el profesorado que conviva con menores o personas dependientes en cuarentena, disponga de un permiso laboral que le permita realizar esta atención y que se prioricen las reuniones de coordinación mediante videoconferencia, superando incluso el limitado Acuerdo de teletrabajo de la Mesa General, que CCOO rechazó por insuficiente”.

    Además, CCOO informa que este acuerdo incluye una Comisión de Seguimiento en la que se avanzará en el reconocimiento de la tutoría del profesorado que atiende grupos desdoblados --que requerirá de los próximos presupuestos de la Junta de Andalucía-, y en la que se podrán estudiar las plantillas de centros educativos con situaciones excepcionales.

    Por todo ello, CCOO valora este acuerdo como un primer paso para avanzar en el crecimiento de las plantillas docentes que necesita la educación pública andaluza después de tantos años de recortes y ante la actual crisis sanitaria.

    CCOO señala que seguirá trabajando y exigiendo el incremento de recursos para la educación pública andaluza, que deberá manifestarse en los próximos presupuestos de la Junta de Andalucía y en la aplicación de las transferencias económica que para educación reciba Andalucía del Gobierno de España a partir de enero.

    “Este acuerdo no es un punto y aparte; es un punto y seguido porque se debe seguir avanzando en esta línea, algo que seguiremos exigiendo”, finaliza Molina.

    Esta web utiliza cookies propias y de terceros para optimizar su navegación. Si continúa navegando está dando su consentimiento para su aceptación y nuestra politica de cookies, haga click aqui para más información y ver cómo desactivarlas.