BLANCO
Campaña El valor de lo público

Por Andalucía, cuarenta años después

    Se cumplen cuarenta años de la aprobación en referéndum del primer Estatuto de Autonomía para nuestra tierra, una conquista de la clase trabajadora y de la mayoría social que manifestaron en las calles el 4 de diciembre de 1977 para reivindicar lo que era de justicia. No queríamos ni más ni menos que nadie: queríamos ser reconocidos en el marco del artículo 151 de la Constitución Española.

    14/02/2020.
    Nuria López atendiendo a los medios

    Nuria López atendiendo a los medios

    Cuarenta años después, los avances han sido notables y hay mucho que celebrar, pero, al mismo tiempo, también tenemos mucho que seguir reivindicando pues aún no se ha dado un desarrollo pleno de las competencias recogidas en nuestro Estatuto de Autonomía. En Andalucía, ha habido un progreso notable desde la conquista de la democracia hasta nuestros días. En términos sociales y económicos, los avances producidos han sido en gran parte gracias a la transferencia de competencias que ha permitido adaptar la prestación de servicios públicos a las necesidades de la población y las inversiones de acuerdo con nuestras necesidades territoriales. Nuestra tierra es singular y esa singularidad parte de que es una Comunidad de 8414240 habitantes distribuidos en 786 municipios, que ocupan una superficie superior a los 87.000 km2, de los que solo 29 superan los 50.000 habitantes y 12 los 100.000.

    Hoy, mientras algunas opciones políticas con influencia en la agenda de gobierno niegan el modelo autonómico, en CCOO seguimos defendiendo que la descentralización territorial es clave para mejorar la igualdad y los instrumentos que garantizan la cohesión social, hacer política desde lo cercano, desde el conocimiento de la realidad y las necesidades que tiene un país con tanta diversidad territorial como es España.

    Cuarenta años después, se hace necesario seguir reclamando que se haga política con mayúsculas, política pensando en la ciudadanía, y eso es algo que solo se puede hacer garantizando un sistema de financiación autonómico justo, lo que ha de partir, en gran medida, de un sistema fiscal justo. Pero más allá de la necesidad de una financiación justa, seguimos exigiendo al Gobierno andaluz que gobierne para todos los andaluces y andaluzas, que sitúe en el centro de su acción política las prioridades y necesidades de las personas más vulnerables y articule los mecanismos para que en el conjunto de la Comunidad se crezca redistribuyendo mejor la riqueza. En manos del Gobierno está el cumplimiento y desarrollo de nuestro Estatuto de Autonomía, trabajar para que se dé esa financiación y utilizar todos los mecanismos a su alcance para disponer de la capacidad de generar ingresos que tiene como gobierno autonómico.

    Hace cuarenta años decíamos en referéndum el 28 de febrero de 1980, por el que se accedió a la autonomía plena por la vía del artículo 151 de la CE, que Andalucía quería un autogobierno de máximo nivel en el conjunto de los pueblos de España; ahora tenemos que seguir dando respuesta a los nuevos retos políticos, económicos, sociales, medioambientales y culturales de una sociedad cambiante que, lejos de envolverse en banderas, lo que pide y reivindica es, una vez más, no es ser ni menos ni más que los demás, pero sí iguales.

    [Artículo publicado el 13 de febrero en Agenda de la Empresa]

    Esta web utiliza cookies propias y de terceros para optimizar su navegación. Si continúa navegando está dando su consentimiento para su aceptación y nuestra politica de cookies, haga click aqui para más información y ver cómo desactivarlas.